Calendario fm | al 2015

28 de julio | Gloria Fuertes García, 1917 – 1998

julio2015

En tiempos en que el mar era exclusivamente azul para nosotros, sin tintes petrolíferos ni raptos de desesperados y desesperantes piratas, sin muertes de hombres y mujeres que buscan una tierra, Gloria era la diosa de nuestra infancia. Una suerte de abuela postiza –que no falsa– que administraba con bancos de versos, sustitutos del coral y los peces de colores, la alegría océana de vivir. Con el tiempo, y la televisión, Gloria fue imitada, parodiada, una y otra vez hinflada como un pavo de fiestas por sucedáneos de su poesía.

Y sin embargo la poesía estaba ahí. Estuvo ahí siempre, como el breve y eterno dinosaurio de Monterroso, esperando que despertáramos a la realidad y viéramos el mundo con los ojos ya manchados de ceniza del adulto. Y fue entonces cuando rebuscamos entre los otros poemas de Gloria, los de Gloria Fuertes García, los de la poeta (jamás poetisa) de paz que rozaba la mujer de veinte años en la guerra incivil de 1936, en España, y ya bebía acaso del Ramón de las greguerías, del Lorca de Poeta en Nueva York , de León Felipe, de Blas de Otero, para desencadenarse surtidor en Isla ignorada , para denunciar el miedo, la cobardía, el dolor de apenas nacer y ya morirnos, que brota claro y limpio en Poemas del suburbio o Todo asusta:

Asusta que la flor se pase pronto.
Asusta querer mucho y que te quieran.
Asusta ver a un niño cara de hombre,
asusta que la noche…
que se tiemble por nada,
que se ría por nada asusta mucho.
Asusta que la paz por los jardines
asome sus orejas de colores,
asusta porque es mayo y es buen tiempo,
asusta por si pasas sobre todo,
asusta lo completo, lo posible,
la demasiada luz, la cobardía,
la gente que se casa, la tormenta.
los aires que se forman y la lluvia.
Los ruidos que en la noche nadie hace
–la silla vacía siempre cruje–,
asusta la maldad y la alegría,
el dolor, la serpiente, el mar, el libro,
asusta ser feliz, asusta el fuego,
sobrecoge la paz, se teme algo,
asusta todo trigo, todo pobre,
lo mejor no sentarse en una silla.

Luego vinieron los tres transparentes tomos de Cátedra, Obras incompletas, Historia de Gloria  o Mujer de verso en pecho, poesía de hoy, sin engastes ni pedrería, tersa y pura en su cotidianidad, quizá como no se ha escrito otra, sin herencias ni alambiques, sin testamentos. Hecha para expresar una  voluntad y un sentido únicos, personales. La gloria de Gloria fue ser Gloria misma.

 

Nota gloriosa:
Existe una página que nos recuerda a todas y cada una de las Glorias posibles, auspiciada por su Fundación:
http://www.gloriafuertes.org/

 

La televisión española le dedicó también un espacio a la Gloria que más ocupa esta entrada:

http://www.rtve.es/drmn/embed/video/1563603

Anuncios